Cumbre Cerro Gólgota – 14/05/2017 – Curso Iniciación al Montañismo – 26° edición.





Boletín Digital del CLUB AMIGOS DE LA MONTAÑA, Salta, República argentina.
1956-2016, 60 años de historias de montañas y desafíos bajo el mismo lema:


"Lo Mejor para el Compañero"

Dirección de Email: noticam@gmail.com





miércoles, 27 de abril de 2011

ACAY

NEVADO DE ACAY

Partí el miércoles rumbo a san Antonio con muchos propósitos y objetivos por cumplir. Primero tener unas pequeñas vacaciones en semana santa, compartir momentos con la gente conocida de ahí, estudiar un poco también, pero sobre todo aclimatar bien y demostrarme que todavía puedo intentar hacer algún alta montaña, y si es posible, también traerme una foto con la cruz de la cumbre del Nevado de Acay (5716mts).

Fui con varios días de anticipación, para ahí decidir si subir el día viernes o el día sábado de acuerdo a como iba el plan y mi estado. Al aclimatar bien decidí subir el día viernes, pero luego se sumó Dardo que tuvo problemas para ir a Socompa así que lo espere para subir finalmente el día sábado.

El dia viernes fuimos al Cerro Pompeya, donde nos encontramos con una pareja del Club Andino Córdoba (kari y fede), a la que les propusimos sumarse a nuestra salida. Luego de solucionar algunos problemas con el alquiler de la camioneta, y definir detalles preparamos todo para el ascenso. Nos despertamos el sábado a las 3ymedia de la mañana para partir a horas 4ymedia rumbo al Nevado. Fuimos Dardo, Kari, Fede, Don Marcos( del hostal), Kevo y Gustavo(Un Kevito ja).

Iniciamos el ascenso 6y30 , luego de comunicarnos mediante gritos y linternas con algunos amigos del Janajman que también estaban ascendiendo. Con las linternas frontales y 7grados bajo cero iniciamos las primeras caminatas previo permiso-ceremonia a la pachamama. A la hora de caminata, Fede, el cordobés, no se sentía muy bien por lo que decidió bajar junto a Kari, y el resto del grupo siguió para arriba. Luego de algunas pechadas interesantes, y ya con los primeros rayos de sol sobre nosotros, nos acercamos a la parte con nieve, lo que para nuestra sorpresa, eran planchones enormes de hielo que iban complicando cada vez mas el ascenso. Luego de pelear por varias horas, de subir y bajar para esquivar el hielo, aproximadamente a las 12:30, decidimos que habíamos alcanzado nuestra cumbre debido a las complicaciones con el hielo, y sobre todo pensando en el posterior regreso que iba a ser bastante complicado. Decisión mas que acertada debido a que nos encontrábamos rodeados de hielo y estábamos en una situación un poco complicada para descender, luego una caída de Kevo por el hielo, que de no ser por unas rocas podría haber sido mucho peor, tuvo como saldo algunos raspones que Dardo se encargó de curar y vendar.

Llegamos exactamente a los 5511 mts de altura, a unos 200metros de desnivel de la cumbre, en un excelente estado físico y de aclimatación, a pesar de luchar por varias horas contra el hielo, fotito cumbrera y a maravillarse un rato con semejante vista!!! Montañas nevadas por todos lados, hielo en todo nuestro alrededor, la excelente compañía, y particularmente en mi caso unos minutos callado con un sabor algo agridulce, pero que duró muy poco por semejante experiencia vivida en la montaña, con los mejores paisajes y la mejor compañía. Iniciamos el descenso una hora después, un poco tenso de mi parte porque se lo veía un poco complicado y por lo ocurrido con Kevo, pero luego de superar la primera parte todo volvió a la normalidad, y a disfrutar aun más el descenso. Llegamos a la mina aprox a horas 16, pero luego de un breve descanso decidimos continuar para no enfriarnos y porque sabíamos que había demoras con la camioneta que nos buscaría. Luego de caminar unos 12km hasta Piedras Coloradas(o los colorados?) nos encontramos con los cordobeses y seguimos descendiendo hasta que nos busco la camioneta a horas 19, ya con el sol perdido y un poco fresco. Un tercer tiempo muy bueno, despedirnos de nuestros nuevos amigos de la montaña y emprender el día domingo temprano el regreso a Salta.

Sin dudas, fue una experiencia increíble de esas que solo la montaña te puede dar, con gente increíble que hasta parece entender lo que uno va sintiendo en cada momento, inclusive en los silencios, y te va empujando para adelante. Particularmente una alegría enorme, porque a pesar de no llegar a la cumbre, muy feliz por la aclimatación lograda que tanto me cuesta pero que con una buena planificación finalmente la pude conseguir. Y así es, hasta a la gente que mas le afecta la altura, si se decide, organiza, y no se deja vencer por las frustraciones previas, puede intentar altas montañas y disfrutarlo en cada paso, la montaña siempre te da un regalo como éste, y que te marcan para toda la vida.

Muchas gracias Dardo por la compañía y por la experiencia, gracias Colo por preocuparte con mi salida, gracias Glam por transmitirme ese amor hacia ese cerro, que se convirtió en muy importante para mi, y gracias a mi primer grupito con los que hice alta montaña por bancarme en mis apunadas anteriores jaja, y gracias a todo el CAM!!!

Ufff…se hizo largo el relato, perdón y un abrazo montañez!!!


José Muñoz Granados.




1 comentario :

Federico dijo...

Muy buena nota,muy buena experiencia, muy buenos recuerdos.Saludos desde córdoba. cabeza y cabeza (Cari y Fede)